Nadie quiere ser el cisne negro: Blood Orange

por Xavier Tapia

Desde hace unos meses, Devonté Hynes, mejor conocido como Blood Orange, anunció su cuarto álbum de estudio titulado “Negro Swan’’,  inspirado en la idea occidental que se tenía de los cisnes negros —que eran animales desagradables y feos—, por el simple hecho de ser negros. Devonté utiliza esta idea como metáfora para describir las dificultades políticas y sociales de vivir como una persona negra, y las complicaciones depresivas que poseen por la discriminación racial, mencionando en su primer single “Charcoal Baby”: “no one wants to be the negro swan”, traducido como ‘nadie quiere ser el cisne negro’.

La idea que define a este nuevo material se deja ver desde la portada, en la que aparece un hombre sentado en las ventanas de un coche portando unas alas blancas sobre la espalda.

A lo largo del álbum, Blood Orange decidió dejar en claro el concepto y añadió la participación de Janet Mock, activista trans, en canciones como “Orlando”, “Family”, “Dagenham Dream” y “Jewerly” hablando sobre la dificultad de vivir como persona queer/negra y brindando mensajes alentadores con total seguridad y confianza.  Ella aparece en el intro del video de “Jewerly”, mientras camina al centro de la escena y se escucha su voz en el primer minuto de la canción.

Además del tema central del álbum relacionado con la comunidad negra, Devonté Hynes, también desahogó algunos problemas personales de su infancia, mientras vivía en Inglaterra, y es evidente en “Chewing Gum”, con la colaboración de A$AP Rocky, donde a través de las letras y coros repetidos, transmite un sentimiento de cansancio y frustración, y extrañamente utiliza una metáfora hacia el sexo oral. “Nappy Wonder” tiene un enfoque más real y cruel, inspirado de igual forma en su infancia, cuando decidió dejar de utilizar el autobús escolar, en el que sufría discriminación racial por sus compañeros y utilizar patineta. En esta canción decidió describir esta situación e imaginar un lugar libre de estigmas.

‘Saint’ podría ser una de las mejores canciones del nuevo material, desde el primer minuto evoca un sentimiento de melancolía y describe un amor no correspondido e incompleto. Devonté utilizó la canción para crear un video, dirigido por él mismo, en el que aparece Indya Moore —actriz de la serie Pose—,  la modelo Sarah Cummings y otros artistas, dentro de un estudio en el que Hynes, interpreta la canción junto a un micrófono, rodeado de instrumentos.

“Negro Swan” cuenta con distintas colaboraciones, como Aaron Maine de Porches, Puff Daddy, Tei-Shi, Kelsey Lu, Georgia Anne Muldrow, Steve Lacy y A$AP Rocky. Blood Orange se ha caracterizado por invitar a un gran número de colaboradores en sus álbumes,  a pesar de ser un artista multiinstrumentista, se apoya de distintos artistas para aumentar el valor auditivo en ellos y tener una mayor diversidad de voces en sus canciones.

Con "Negro Swan",  el artista norteamericano descubre otra faceta de su proyecto, sin dejar a un lado su crítica política contra el racismo y su potente lucha por la visibilidad queer/trans/negra en sus últimos trabajos, lo que lo hace colocarse como uno de los  artistas pop/R&B más influyentes de la última década.

Escucha su nuevo álbum en las plataformas digitales:

SPOTIFY \ ITUNES